Mamografia en Salta

La Mamografía no previene el cáncer de mama, pero juega un papel central en la detección temprana del mismo, ya que puede mostrar alteraciones precoces hasta dos años antes de que el médico o la paciente lo adviertan.

La detección precoz del cáncer de mama mediante mamografía también ha significado que una mayor cantidad de mujeres que se encuentran en tratamiento puedan conservar sus mamas.

  • Detección temprana del cáncer de mama en mujeres que no tienen síntomas.
  • Detectar y diagnosticar enfermedades mamarias en mujeres que tienen síntomas, como ser un nódulo palpable, dolor o secreción por pezón.
  • El Colegio Americano de Radiología recomienda realizar una mamografía cada año a partir de los cuarenta años.
  • La Sociedad Argentina de Mastología recomienda además realizar una mamografía de base a los 35 años.
  • Si existe alto riesgo por antecedentes familiares de cáncer de mama u ovario, o han recibido radioterapia en el tórax anteriormente, es recomendable que comience a realizarse la mamografía a una edad más temprana. Sin embargo esto debe ser consultado con su profesional médico.
  • Si Ud. menstrua es mejor realizar el estudio una semana después de su período menstrual, ya que la semana previa al mismo las mamas estarán más sensibles.
  • El día del examen use falda o pantalón en lugar de vestido ya que deberá quitase la ropa de la cintura para arriba.
  • No utilice desodorante en crema o con polvo, talco o loción debajo de los brazos o en las mamas el día del examen, ya que estos pueden interferir con los resultados de la mamografía.
  • Informe al licenciado si existe posibilidad de embarazo.
  • Llevar estudios previos (mamografías, ecografías mamarias, resultados de punciones o RMN mamarias previas)
  • Informar al licenciado sobre cualquier cirugía realizada con anterioridad, uso de hormonas, antecedentes familiares o personales de cáncer de mama.
  • Si ha sido derivada para una mamografía por un nódulo o un resultado sospechoso en otro estudio, asegúrese de que su médico incluya una nota detallada sobre porqué ordenó dicho estudio.
  • Pregunte cuando estarán disponibles los resultados. No asuma que los mismos son normales si no se lo informa su médico o el establecimiento donde se realizó la mamografía.
  • Las proyecciones de rutina son de arriba hacia abajo y lateral oblicua.
  • Usted permanecerá inmóvil y se le puede solicitar que contenga la respiración por unos segundos mientras se adquiere la imagen.
  • Al finalizar el estudio Ud. deberá esperar hasta que el licenciado determine que las imágenes son de calidad suficiente para que el médico radiólogo las interprete.
  • La mamografía digital es un sistema en el que la película de rayos x es reemplazada por detectores que transforman dichos rayos en señales eléctricas. Estas señales producen imágenes que se envían a una computadora donde se almacenan para ser analizadas por el médico radiólogo e impresas en una película especial.
  • Mejora significativamente el diagnóstico temprano en mujeres menores de cincuenta años, mujeres con tejido mamario muy denso o mujeres premenopáusicas o perimenopáusicas.
  • Las imágenes digitales pueden almacenarse y manipularse para lograr una mejor interpretación.
  • Emite alrededor de las tres cuartes partes de la radiación que la mamografía analógica. La dosis de radiación efectiva de una mamografía es alrededor de los 0,7 mSv que es aproximadamente la misma que una persona recibe en su hábitat natural (radiación de fondo) en tres meses.
  • Se acortan los tiempos de espera, evitando el revelado.
  • Disminuye la tasa de recitación de la paciente al garantizar una mejor resolución diagnóstica.
Los implantes mamarios pueden impedir una lectura exacta de la mamografía ya que no son transparentes y pueden bloquear la visualización de los tejidos detrás de ellos, en especial si los mismos están colocados delante del músculo pectoral.
El principal riesgo de las mamografías es que no son perfectas. El tejido mamario puede ocultar un cáncer y no observarse en la mamografía. Esto se denomina falso negativo. Por otra parte, la mamografía puede identificar una anomalía que parece un cáncer pero resulta ser normal. Esta falsa alarma se la denomina falso positivo. Además de la preocupación por tener un diagnóstico de cáncer de mama, un falso positivo implica más análisis y consultas de seguimiento que pueden resultar estresantes. Para compensar estas limitaciones, a menudo se necesita más de una mamografía. Las mujeres también deben hacerse un autoexamen de mamas con regularidad, consultar a un profesional médico experimentado para que le realice un examen de mamas una vez al año y en algunos casos realizar otros estudios mamarios, tal como RMN o ecografía.
  • La mamografía puede salvarte la vida. La detección precoz del cáncer de mama reduce el riesgo de morir por la enfermedad en un 20% - 30% o más. Las mujeres deberían comenzar a hacerse mamografías a partir de los 40 años de edad o antes si consideran que pertenecen al grupo de pacientes de alto riesgo.
  • No tengas miedo. Es un procedimiento rápido y la incomodidad es mínima para la mayoría de las mujeres. El procedimiento es seguro: solo existe una mínima exposición a la radiación.
  • Consigue la mejor calidad posible. Si tienes mamas densas o menos de 50 años, intenta hacerte una mamografía digital directa. La mamografía digital directa se almacena en una computadora para que los médicos puedan agrandar algunos sectores y observarlos con mayor detalle.
  • La mamografía es una herramienta poderosa para detectar cáncer de mama. Sin embargo pueden pasar por alto el 20% de los casos de cáncer de mama que simplemente no son visibles mediante esta técnica. Se pueden y deben usar otros estudios complementarios como ecografía o RMN, pero nada reemplaza la mamografía.
  • Un resultado que requiere otros exámenes no siempre significa que tienes cáncer de mama. Según la Sociedad Americana del Cáncer, alrededor del 10% de las mujeres que se hace una mamografía necesitan más exámenes. Sólo entre un 8% y un 10% de estas mujeres necesitan una biopsia y alrededor de un 80% de estas biopsias no resultan ser cáncer. Es normal preocuparse si te llaman para realizarte otros estudios, pero trata de no pensar lo peor hasta tener más información.